miércoles, 11 de julio de 2012

FUGA DE LOS SIETE ENANITOS



(Ocaña o Tercio, mesigual).-


Simplemente colándose entre las rejas (por que son enanos y nadie pareció darse cuenta de ello al encerrarlos) se fugaron ayer noche los famosos Siete Enanitos de la cárcel de Ocaña, donde cumplían condenas de entre siete y doce minutos de prisión (no debemos olvidar que, al ser enanitos, les corresponden penas de prisión proporcionales) por el delito de abusos sexuales con intento de violación en la persona de Blancanieves, una joven de 16 años a la que encontraron en el bosque y arrastraron hasta sus siete camitas libidinosas donde la retuvieron hasta que, afortunadamente, pasó por allí la Reina Malvada para rescatarla, con tan mala fortuna que fue descubierta y asesinada por el Príncipe, jefe de una banda organizada que se dedicaba a la trata de blancas (nieves, claro).



¡¡Ultima Hora!!Atrapados nuevamente los Siete Enanitos.



(Ocaña o cubata...mejor cubata).-

Usando unos cazamariposas y siete tarritos de Nocilla, acaban de ser detenidos nuevamente los famosos siete enanitos del Bosque. Como informamos anteriormente, los enanos se dieron a la fuga desde la cárcel de Ocaña colándose entre los barrotes. Encerrados en un tarrito de cristal cada uno (con agujeritos en la tapa para que no se ahoguen) los enanos cumplirán íntegramente sus condenas en el cuarto de los niños del Alcaide de la Prisión (Ala B, Bloque 3º, Celda 213) donde realizarán Servicio Social cantando nanas a los niños para que se duerman y contando cuentecillos y fabulejas que amenicen los ocios de los chiquillos. 

También deberán escribir 612 veces cada uno “no volveré a acosar a las doncellas desvalidas, ni a las que no sean ya doncellas”.





El Príncipe, acusado de un delito de trata de blancas (nieves), como informamos anteriormente, salió en libertad al aducir su equipo de abogados “enajenación sexual transitoria”. Reconvertido en cantante de Rap, presta actualmente su nombre a una conocida marca de galletas.












(Adaptado de la revista digital "Again with the Blues". En algún momento de 1996)



.

4 comentarios:

Carlos Galeon dijo...

Pero, ¿por qué siempre los príncipes tienen que salir bien librados en los cuentos? Veo cierta tendenciosidad monárquica y conservadora en ellos. Y los enanitos, que son los que curran, siempre se comen el marrón. Esto no es justo, ¡no señor!
Saludos y un abrazo.

Chuan-Che dijo...

Estimado Amigo Carlos:
¿En los cuentos?...

Lili dijo...

Jajajaja!!! Así contada, la noticia es mucho más real. No sé dónde lei algo sobre una manzana y un espejo que no tenía ni pies ni cabeza :P
Besos!!!

Chuan-Che dijo...

Estimada Lili:

De todo han acusado a la pobre Reina Malvada que se limitaba a hacer dieta mientras veía la tele. Si sus padres la hubieran llamado Mildred otra habría sido la historia. (Reina Mildred...suena a alguien que toma te con galletitas)

Pero claro, ellos querían un chico


-cualquiera sabe para qué-